Contacto

Para consultas jurídicas "david @ abanlex.com"

domingo, 25 de marzo de 2007

Felicidades mi querida Europa

Hoy es un día grande. Hoy cumple 50 años una de las mejores ideas que se han tenido nunca. Supongo que el bombardeo informativo no ha dejado a nadie sin saber que hoy se cumplen 50 años de la firma de uno de los tratados internacionales más importantes en la historia de nuestro continente, el Tratado de Roma por el que se creaba la Comunidad Económica Europea (Tratado CEE).

Ni que decir tiene que estos 50 años han sido probablemente los mejores de nuestro continente, como conjunto, y que España no se parecería en nada a la actual sin nuestra integración en 1986.

Somos muchos los que deseamos que nuestra nación sea Europa, una Europa política basada en los ideales de los derechos humanos, que sobrepase los regionalismos-nacionalismos pueblerinos, construida sobre las ideas del estado del bienestar y no una Europa como mero instrumento económico alejado de los ciudadanos.

Por eso me alegré del "no" francés al Tratado por el que se establece una Constitución para Europa, aunque no por las causas por las que se votó que no.

Hay que decirlo claro, el Tratado constitutivo no consitutía nada, era un nombre que simplemente lo definía pero no cambiaba como ciudadanos de manera directa nuestras relaciones con las instituciones. En nada se puede equiparar a la constitución española de 1978 como documento básico de un estado. Para mi esa propuesta de tratado es insuficiente, yo demando más Europa. La clave del texto, que poca gente ha encontrado, se encuentra en el artículo II-111, que establece el ámbito de aplicación de lo que realmente se puede considerar más cercano a un texto constitucional, la carta de derechos fundamentales:

"1. Las disposiciones de la presente Carta están dirigidas a las instituciones, órganos y organismos de la Unión, dentro del respeto del principio de subsidiariedad, así como a los Estados miembros únicamente cuando apliquen el Derecho de la Unión. Por consiguiente, éstos respetarán los derechos, observarán los principios y promoverán su aplicación, con arreglo a sus respectivas competencias y dentro de los límites de las competencias que se atribuyen a la Unión en las demás Partes de la Constitución.

2. La presente Carta no amplía el ámbito de aplicación del Derecho de la Unión más allá de las competencias de la Unión, ni crea ninguna competencia o misión nuevas para la Unión, ni modifica las competencias y misiones definidas en las demás Partes de la Constitución."

Es decir, es un documento que sólo vincula a las instituciones comunitarias, que en nada obliga a los estados salvo cuando apliquen derecho comunitario. Un tratado que no constituye nada porque lo que refleja ya lo tenemos en nuestra propia constitución y a nivel internacional con la vigilancia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

Tampoco estoy de acuerdo en el uso de los instrumentos jurídicos comunitarios por los estados y los grupos de presión, que han desplazado el centro de decisión de las políticas locales a Europa en aquellos temas polémicos que no quieren o no se atreven a abordar en sus países, dando una imagen negativa de Europa, como fuente-excusa de la incapcidad para afrontar los problemas que los ciudadanos demandan. (Las políticas de derechos de autor y similares son un buen ejemplo)

La idea de una Europa política es buena, pero los políticos de Europa han perdido la altura de miras de hace unos años. Confío en celebrar otros 50 años de Europa, esta vez como un estado y como un ciudadano del mismo, aunque no confío en los líderes actuales para llegar a ello.

Además, tenemos el único himno con el que consigo emocionarme... (Música del Ludwig Van Beethoven y letra de Friedrich von Schiller)



Felicidades vieja y gran Europa.

3 comentarios:

  1. apreciado David: teniendo en cuenta que desde que entramos en comunidad economica europea (por la puerta de servicio) algunas cosas buenas nos han ocurrido pero para el ciudadano peaton hay una muy significativa, se que en tu blog es un "off topic" pero que le vamos a haver.

    Llego el euro y todo subio un 66.386%. TODO???? no, todo menos los sueldos. nuestro poder adquisitivo por los suelos asi que los guiris pueden pasearse por todo el pais poniendose hasta las trancas pero a nosotros no nos da para pasar de los pirineos. ni te digo d otras cosas más importantes.

    tener el sueldo de hace 10 años con lo que ha subido todo no me hace jodida gracia.

    ya decia el gran Fabian Estape en su momento que esto iba a ser un fiasco y pocos lo entendieron. ahora me acuerdo de el todos los dias al caerme de la cama.

    Para todo lo demas tiramos de la visa-plastico :(

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo, nos la han metido doblada y yo soy el primero que se indigna.

    Pero no nos ha engañado Europa, han sido los mediocres que nos gobiernan y los borregos que les votamos. Rato y Solbes se han reido con unos datos de inflacción irreales. Eso no es culpa de Europa, es culpa de que nos dejamos engañar.

    De todas formas, quejarse de la UE por la subuida de precios es como renegar de la democracia por los políticos corruptos, es algo a mejorar, pero la idea es buena.

    Si los sueldos fuesen en función de la valía de las personas, no habría ceros suficientes en el banco para lo que usted merece. ;)

    Un abrazo.

    PS: Para visitar La Rioja solo necesita un mail, ni visa ni leches...

    ResponderEliminar
  3. ahiggssss que cosas me dice señor Maeztu...

    ResponderEliminar